Inicio > General > Spin doctor

Spin doctor

No, no el grupo que cantaba two princes en los noventas. Me refiero a los expertos en manipular las malas noticias. En el ámbito de las relaciones públicas se han desarrollado varias técnicas para presentar las noticias de la forma más favorable posible, darles la vuelta (spin, en inglés). Al especialista en esas técnicas se les llama “spin doctor”.

En septiembre del año pasado les dijimos qué iba a suceder (si me permiten la autocita):

Desde luego, los sectores que han creado expectativas de un cambio radical en la Iglesia se verán decepcionados, y seguramente intentarán lidiar con esa decepción apelando al “espíritu del sínodo” o “la intención del Papa”, ignorando su mensaje escrito.

Pues vaya sorpresa: el sínodo terminó recién ayer, y el P. Costadoat ya está anunciando a los cuatro vientos que habrá comunión para los vueltos a casar. Pensé que al menos esperarían a la exhortación post sinodal para tratar de negar su derrota.

Hay numerosas técnicas que se usan para ponerle un giro favorable a la noticia. Por ejemplo, una de las más básica es poner el titular entre signos de interrogación. “¿Es el Papa un reptil alien?” puede ser el titular de un artículo lleno de las más locas especulaciones, que luego, cuando todos los comentaristas denuncien lo irresponsable y ridículo que resulta, el periódico puede defender diciendo que solo era una pieza editorial.

Como un experto, el P. Costadoat es más sutil al manipular del resultado del sínodo. El título parece afirmar un hecho: que el sínodo decidió que las personas en poligamia serán admitidos a la comunión sacramental, y solo restaría implementar esa decisión. El artículo, sin embargo de entrada niega que tal cosa haya ocurrido, y empieza con :

Es temprano aun para sacar muchas conclusiones. Pero si este Sínodo no representa un paso adelante, lo será hacia atrás, justo cuando más la Iglesia necesita avanzar. Como digo, no podemos aun ofrecer una opinión acabada, pues recién disponemos del texto final en italiano.

Más adelante se pregunta “¿Podrán los divorciados vueltos a casar comulgar en la misa?” y se responde “El Sínodo no excluye la posibilidad, es decir, sí, podrán hacerlo”. Cualquier persona se preguntaría cómo el silencio del Sínodo (que, ya nos cansamos de repetirlo, no es una instancia deliberativa) se convierte en un imperativo para toda la Iglesia.

Esta manipulación es grave, porque se funda en la enorme ignorancia que existe en la sociedad respecto al sínodo y al funcionamiento de la Iglesia. El P. Costadoat sabe que nada se decide en el sínodo, pero lejos de advertir esto y despejar las dudas, se sirve de ellas para avanzar su agenda.

Dice también:

El criterio [de integración] proviene del Instrumentum laboris que recogía el parecer de las iglesias de distintas partes del mundo y que insistentemente no quería exclusiones, sino inclusión e integración. Estas personas han de ser acogidas con especial cariño y han de poder participar lo más posible en la misa.

Es decir, nuestro Spin Doctor quiere imponer a los padres sinodales lo que decía hace años un borrador preliminar a su trabajo, que no otra cosa es el Instrumentum laboris.

Por último, el Sínodo pide que este discernimiento sea acompañado por un sacerdote. ¿Para qué, se dirá? ¿Para cerrar de nuevo la puerta? […] La decisión final queda entregada a un examen de conciencia y a una decisión que, pensamos, solo puede pertenecer a las personas afectadas.

Es cierto que la Relatio final del sínodo habla de un discernimiento acompañado por un sacerdote, pero no es necesario preguntarse para qué, la Relatio responde directamente esa pregunta.

El coloquio con el sacerdote, en el fuero interno, contribuye a la formación de un juicio correcto sobre lo que dificulta la posibilidad de una participación más plena en la vida de Iglesia
y los pasos que pueden favorecerla y hacerla crecer. [negrita nuestra]

Y agrega la Relatio:

Teniendo en cuenta que la misma ley no hay gradualidad, este discernimiento no podrá nunca prescindir de las exigencias de la verdad y de la caridad del Evangelio propuesto por la Iglesia.

En fin, que no se encuentra en la Relatio final del Sínodo algo que aliente las delirantes esperanzas de los católicos como el P. Costadoat, pero eso no los detendrá en sus intentos de manipulación. El resto de los medios de comunicación chilenos ha guardado un llamativo silencio al respecto, incomprensible ante la gran expectativa con que informaron hace un par de semanas del inicio del Sínodo.

Para los spin doctor de España, véase la entrada de hoy en el blog de Luis Fernando.

Anuncios
Categorías:General
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: