Inicio > General > Conferencia episcopal de Chile: “Elige la vida”

Conferencia episcopal de Chile: “Elige la vida”

Cech[1]Al concluir 109° asamblea plenaria, la Conferencia Episcopal de Chile emitió una declaración pública sobre el proyecto de despenalización del aborto, que el gobierno de la Presidenta Bachelet envió al Congreso.

El documento comienza recordando Deuteronomio 30, 19:

Hoy tomo por testigos contra ustedes al cielo y a la tierra; yo he puesto delante de ti la vida y la muerte, la bendición y la maldición. Elige la vida, y vivirás, tú y tus descendientes

La declaración de la Conferencia Episcopal continúa explicando el argumento fundamental en contra del aborto: “No matar deliberada y directamente al inocente es un absoluto moral cuyo reconocimiento y protección resulta indispensable para la vida en comunidad”; y “la ciencia biológica confirma que desde el momento de la fecundación se inicia una nueva vida humana, distinta a la del padre y a la de la madre”.

Con estas verdades irrefutables de fondo, los obispos responden a las tres causales de despenalización propuestas en el proyecto de ley:

  • Peligro para la vida de la madre: No constituye aborto la acción de suyo terapéutica para salvar la vida en peligro, cuando no busca eliminar la vida de la persona concebida. Siempre es posible y lícito cuidar y respetar la vida de la madre sin recurrir al aborto.
  • Inviabilidad del feto: El respeto irrestricto a toda vida humana indefensa e inocente, como también la dificultad de diagnosticar con completa certeza la situación en que nacerá el niño esperado, impide fundamentar la necesidad del aborto para estos casos.
  • Embarazo producto de una violación: No es “humano” dejar sola a la mujer violada en el drama que ha sufrido, y tampoco es “humano” privar de la vida al más indefenso e inocente, que es su hijo.

La declaración concluye con diversos llamados, a la sociedad, para no sumar a los niños no nacidos a la lista de excluidos; a los políticos cristianos, recordándoles su deber de no colaborar con esta ley injusta; y a los políticos no cristianos, a ser consecuentes con el respeto a la vida.

En cuanto a las reacciones que ha provocado este documento, cabe destacar la respuesta del senador socialista Fulvio Rossi al siguiente párrafo:

A quienes ayer promovían junto a la Iglesia la defensa de la vida y dignidad de los perseguidos políticos, les invitamos hoy a ser consecuentes pues el respeto a la vida debe mantenerse en toda circunstancia.

Esta sutil referencia al rol de la Iglesia durante la dictadura molestó a Fulvio Rossi, quien respondió criticando duramente , el que se vinculara el aborto con las violaciones a los derechos humanos:

Considero bastante ofensivas las declaraciones de la Iglesia, en el sentido de tratar de vincular las violaciones a los derechos humanos, como la tortura, el exilio, el asesinato, la desaparición forzosa de personas, a resolver problemas de mujeres que enfrentan situaciones dramáticas y extremas. Aquí no cabe esa comparación

El Senador habla desde su posición de ferviente defensor del asesinato como un derecho, pero al llamar la atención sobre el punto, manifestándose ofendido, no ha hecho más que llamar la atención hacia el terrible parecido que existe entre el aborto, y la desaparición forzada de personas.

En efecto, tanto en el aborto como en las violaciones a los derechos humanos se comienza por intentar deshumanizar a la víctima. Hoy se nos quiere convencer que hay dos clases de humanos, con y sin derechos humanos, y que el niño en el vientre de su madre es un “feto”, un humano que no es persona. Este argumento nos recuerda la palabras del Almirante Merino “hay dos tipos de seres humanos: Unos que los llamo humanos y otros, humanoides. Los humanoides pertenecen al Partido Comunista”.

Lo trágico es que al menos el Almirante Merino podía escudarse en que sus palabras normalmente se entendían en clave humorística. Los abortistas hablan en serio.

Otro punto donde surge con claridad esa similitud es la forma en que se justifica el aborto apelando a “situaciones dramáticas y extremas”. Esa es la misma justificación que se entregaba para las violaciones a los derechos humanos: una situación de guerra, de excepción, donde las reglas habituales de respeto a los derechos de las personas no se aplican, porque son un lujo. Situaciones extremas requieren respuestas extremas.

A más de 40 años del Golpe de Estado, sabemos que nada soluciona el hacer desaparecer a las personas por muy intolerable que nos parezca su existencia. Aunque creamos que los muertos no están, ellos permanecen siempre con nosotros, y claman al cielo por justicia.

Lamentable también ha sido la redacción del periódico La Segunda, que al dar a conocer la declaración tituló “Obispos se abren a aborto terapéutico en caso de vida de la madre”. Al respecto, debemos que aclarar que:

  • la Iglesia no se abre a nada, porque el documento de la Conferencia Episcopal no hace más que reiterar una doctrina católica constante.
  • El aborto nunca es terapéutico, porque lo terapéutico se refiere a acciones tomadas para recuperar la salud, en tanto que el aborto apunta a destruir una vida.
  • En peligro de la vida de la madre, se pueden realizar tratamientos (no abortos) que puedan resultar en la muerte del niño.

Por ejemplo, si una mujer embarazada sufre de cáncer, se le puede dar quimioterapoa, y aunque se sabe que eso podría provocar la muerte del niño, el peligro para la vida de la madre justifica hacerlo. No es un aborto, porque es el mismo tratamiento que se aplica siempre, no es una acción diferente que solo se puede aplicar cuando una mujer está embarazada, y que se dirige contra la existencia misma del embarazo.

Anuncios
Categorías:General
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: