Inicio > Escépticos > Hablando de pruebas

Hablando de pruebas

Un visitante comenta:

1. Dices que el ateo está comprometido con una filosofía de vida materialista, y que no se abre a otras posibilidades. Pero para hablar hay que dar el ejemplo. ¿Estás tú abierto a la posibilidad de inexistencia de tu dios, de la misma forma que exiges a los ateos que estén abiertos a lo contrario?

Sí, claro. (a) Si no existiera nada, podría admitir que no existe un ser necesario que haya existido siempre. (b) Si el universo se presentara sin ningún orden, podría admitir que no existe un Dios creador, y que todos vivimos en universo Lovecraftiano. (c) Si NSJC no hubiera resucitado, podría admitir que al creador no es un ser personal (por eso la minúscula), y sería deísta.

La hipótesis (a) es autocontradictoria. La hipótesis (b) ha sido avanzada por algunos epistemólogos, sosteniendo que el orden que observamos en la realidad no existe, sino que nuestro cerebro lo crea, pero eso no pasa de ser un mero juego de palabras. La hipótesis (c) es la más débil porque depende de la evidencia histórica, pero actualmente se encuentra sustentada por ella, y son los que la refutan quienes se ven obligados a recurrir a la teoría de la conspiración (desde los musulmanes en adelante).

2. Lo de las explicaciones mas sencillas se explica por la navaja de Occam. Y una explicación natural y material siempre es mçassencilla e inteligible que una en la que intervenga un ente sobrenatural, cmo tu dios.

Je je. Saber qué es “más sencillo” es un criterio muy relativo. Yo podría decir que es más sencillo suponer que Dios (ser único y simple por esencia) crea un universo nuevo a cada instante, y que atribuir su existencia a una serie compleja e inescrutable de criaturas es más complejo. La famosa “navaja de Occam” no es más que una forma de ahorrarnos conversaciones diciendo “mi opinión es más correcta (sencilla e inteligible) que la tuya”.

3. Estás teniendo un comportamiento dudoso al no querer proporcionar pruebas de la existencia de tu dios. No he leído lo suficiente de tu blog como para saber de tu posición ideológica (¿Por si acaso dime, eres apologeta no evidencialista?. Si es así eso explicaría muchas cosas), pero asumo que pides pruebas al ateo de la inexistencia del mismo, lo cual sería un error al ser esta una falacia de invertir la carga de la prueba. Como dije, desconozco si lo haces pero no es así solo omitelo.

No es el punto de esta entrada el aportar pruebas de la existencia de Dios, ni pedir al ateo las suyas. El punto es la cuestión previa de preguntarnos si existe la base común para entrar a examinar las pruebas. Así como no tiene sentido convencer a una madre de que su hijo es un abusador sexual, tampoco lo tiene debatir la existencia de Dios con quien no está abierto a esa posibilidad.

4. te equivocas con lo de las posibilidades mas realistas. Estas son únicamente las que tienen mas probabilidades de ser verdad. en este caso es mas probable que Jesús no haya muerto en la cruz, como afirmamos los ateos y los musulmanes, a que aya rsucitado, porque la resurección rompe con la entropía, la biología y la física. Y no me digas que pretendes que creamos en que una violación a las leyes de la física se pasa así nomas, sin derrumbamientos de vacío cuántico.

Entiendo que para ti sea más realista, pero al menos admitirás que eso es así solamente porque has excluído la posibilidad de la intervención de Dios, y que, si esa opción estuviera abierta, dado el contexto, la persona de que se trata y que fue anunciado, la intervención divina sería la explicación que más se ajusta a los hechos.

5. los testimonios no son prueba de nada, aunque el hecho sea real.

Dile eso a los miles de presos que cumplen sentencia en nuestras cárceles.

el testimonio de los apóstoles no es verídico porque no se está seguro de la existencia hist´çorica de Jesús, y se lo admite por pura political correctness. los científicos, en especial los historiadores, no quieren despertar con una turba enfurecida e su ventana slo por tratar este tema.

¿Te has enterado que hay algunos que niegan que los gringos hayan ido a la luna, y que todo fue filmado en el desierto? Negar la existencia de NSJC te pone en el mismo campo. No vayas allá.

Y, por cierto, lo de las turbas cristianas enfurecidas tampoco te ayuda. Ya se ve que el cristianismo es ofendido cada día, en cine y TV, y los ataques de turbas cristianas amontan a un escandaloso 0.

lo que dices de que ningun hecho histórico se puede probar mas alla de los testimonios es falso, además de gratuito, porque los hechos históricos pasados pueden probarse de la misma manera que los presentes, y al margen de los testimonios: existen pruebas fotográficas, arqueológicas, etc. Y aún cuando en muchos casos esto no sea posible, no se pueden igualar testimonios con registros históricos (como en el caso bien documentado de la historia egipcia frente a los dispersos apuntes y transmisiones orales de la historia judía primitiva).

El objeto de estudio de la historia son los documentos, es decir, registros escritos de los testimonios. Una fotografía no demuestra nada si no viene acompañada de un testimonio (¿Cuándo se tomó? ¿Quiénes aparecen en ella? ¿es real o una representación?); normalmente la interpretamos a causa de un acerbo común de conocimientos históricos y una implícita confianza en su veracidad, pero sin él, la fotografía no nos puede decir nada. La arqueología tiene por materia de estudio los objetos antiguos, que pueden respaldar o refutar los conocimientos históricos, pero un objeto, por sí solo, nunca puede probar un hecho.

la madre del acusado por el crimen que citas, si fuera intelectualmente honesta, vería las pruebas, y si son concluyentes y sobre todo ógicas, no debería creer en la inocencia de su hijo. Una prueba de paternidad,cuando no está alterada, es mucho más fiable que la palabra de un hombre que diga que no es el padre de un niño. Y como los casos de adulteración son pco probables, y de ser el caso el examen puede repetirse, no hay porqué desconfiar de las pruebas.

Correcto, pero para que lleguemos a esa conclusión deben darse las condiciones que indicas (no alteración de las pruebas, capacidad de repetirla), y aún antes debe existir la mera posibilidad. Esa madre ya ha concluído que la posibilidad no existe (por el motivo que sea) y por lo mismo, ninguna prueba la convencerá. No tiene sentido ponerla a ella como juez del caso.

Y aún en el caso de una conspiración, no puede argumentarse paranoicamente “conspiración, conspiración” al infinito y ante cada prueba presentada, porque la probabilidad de que una conspiración sea cada vez mayor es inversamente proorcional a la realidad (cuanto mayor dice ser la conspiración es menos probable que sea verdadera. No slemos ser tan importantes como para que alguien trate de acabar con nosotros

¡Exactamente! Si aplicamos esto al cristianismo diríamos que se trata de una conspiración montada sobre la muerte de un predicar judío ajusticiado como criminal ¡No parece ser la persona más importante del mundo! Si alguien montará una religión sobre el testimonio de una persona, más vale que sea un príncipe o un rico comerciante.

Anuncios
Categorías:Escépticos
  1. 15/02/11 en 8:27 pm

    Hola Pato!

    Veo que cometeralgunos errors en tu argumentación. Te los señalaré:

    1. Excluyes la hipótesis de que exista el universo ordenado, pero que dicho orden no requiera un creador. Bien, la idea de que el orden depende inevitablemente de una inteligencia activa es una falacia, pues no hay relación entre ellas. También cometes el error del argumento del diseño, confundiendo orden y complejidad con diseño. no hay pruebas de que todo orden se deba a la intervención de un ser inteligente, ni que el orden y la complejidad sean iguales al diseño, menos aún que lo comprueben.

    2. La hipótesis de la resurección no es débil solo desde el punto de vista histórico, sino material: Primero, asume sin bases la existencia de lo imaterial, después asume que existe el espíritu, luego que lo inmaterial pueda afectar a lo material (cosa a todas luces imposible tanto en teoría como en la práctica, y si crees que no es así, me gustaría me dieras pruebas o por lo menos razones por la que planos de naturalezas tan diferentes, y por ende incompatibles, pueden interactuar). Además eso de que la evidencias sustenta a la evolución es algo que nunca había oído (del tipo histórico, como credibilidad del relato sí, como sustentación de tipo biológico, no).

    3. Desprecias la efectividad y la pertinencia de Occam sin bases, pues un mundo existente siempre será algo más sencillo que un mundo existente y un dios. En muchas ocasiones menos es más, y en este caso más aún. Existeel problema de que si tu dios existiese, debería tener una causa. Y si es así, es más fácil explicar la causa de un universo que la de un universo y un dios, n especial si se predica todopoderoso. ¿Cómo podría ser dios un ser simplísimo si es omnipotente? Aunque no tuviera todo ese poder, aún sería complejísimo por haber podido crear al universo, si es que se le considera un ente consciente. La otraopción es insistir en la simplicidad de tu dios, pero eso nos llevaría a decir que de lo simple puede surgir lo complejo, y esto abriría la puerta a una explicación mas sencilla, elegante y científicamente sustenbtada: la evolución. Y una evolución cósmica eliminaría la idea de necesariedad del dios cristiano, así como de casi todos.

    4. Existe una base común para analizar las pruebas: el escepticismo. Provisionalmente se puede partir del agnosticismo como posición gnoseológica, y partir de lo que conocemos (el mundo material) hacia lo que no (lo inmaterial), y evaluar si éste existe.

    No tengo mucho tiempo hoy, espero que se entienda todo, pus andfo con prisas, además que no suelo tener mucho tiempo enla red.

    Saludos

  2. 15/02/11 en 9:41 pm

    1. Excluyo la hipótesis de un orden sin una voluntad, porque no se condice con mi experiencia. Los únicos casos en que los escépticos pueden argumentar que hay un orden surgido del azar (el origen del universo y la aparición de la vida), lo hacen a partir de la ignorancia. Es cierto que no sabemos cómo se inició la vida, pero nuestra ignorancia no nos permite saltar a la conclusión de que es el único caso en que hay orden sin un ordenador, sobre todo cuando la restante experiencia apunta abrumadoramente en la dirección opuesta.

    2. Sostengo la existencia de lo inmaterial en base a que existe el universo, y por lo tanto, hay algo que ha existido siempre. Ese algo debe ser inmaterial, pues nada material puede existir siempre. No existe razón para afirmar que lo inmaterial no pueda afectar a lo inmaterial, como es evidente al observar que por tu voluntad se mueven tus dedos, y viceversa, como cuando el hábito de consumir alcohol nuble nuestra razón y voluntad.

    3. Un universo sin Dios efectivamente es más sencillo, pero lógicamente imposible, porque implicaría admitir que éste apareció de la nada, infringiendo así el principio “de la nada, nada deviene”. No se vulnera a Occam, porque su regla no exige que se pase a llevar la lógica para mantener la hipótesis más sencilla.

    Excluída la posibilidad de que el mundo surja de la nada, y por extraordinario que nos parezca, es más lógico suponer que hay un ser que ha existido siempre y que él dio origen al universo. Por lo mismo, porque existe siempre, Dios no necesita otro que lo haya creado.

    Asumes que la complejidad es un estado de ser superior a la simplicidad de Dios, y por eso estimas imposible que de Dios, siendo simple, cree algo complejo. No es así. La simplicidad de Dios significa que su esencia es espíritu y no se compone de materia, ni tiene partes. Luego, al estar en otra categoría que la materia, no forma parte de una “cadena descendente de complejidad” (donde lo más complejo sólo puede crear cosas más simples) y puede crear principios materiales complejos.

    y partir de lo que conocemos (el mundo material) hacia lo que no (lo inmaterial), y evaluar si éste existe.

    Eso hace Santo Tomás de Aquino en sus cinco vías, partiendo de aquello que es evidente, como el movimiento o las secuencias causales, para llegar a concluir que Dios existe. Yo trato de seguir su ejemplo.

  3. 24/02/11 en 8:19 pm

    Hola pato. Veo que estamos en las antípodas, como es de esperarse.

    1. El que tu experiencia no incluya al orden sin voluntad no significa nada. ¿O es que acaso pones tu experiencia como criterio universal y objetivo? Creo que si es así cometes un grave error, o por lo menos pecas de presuntuoso. La hipótesis de orden sin voluntad es bastante creíble, pues nada implica que sea imposible, y la investigación científica nos la revela continuamente. Esta tiene como mínimo la probabilidad del azar más abyecto, es decir, las del pulpo Paul en acertar los resultados del mundial. Y como vemos, por más que algo parezca imposible probabilísticamente, esto no significa que no pueda suceder. Por otro lado, la experiencia puede decirte muchas cosas, pero asumir que si no cabe en tu experiencia no es posible es algo demasiado presuntuoso.

    2. Por otro ado, el orden sin voluntad puede verse desde dos puntos de vista: lo que llamamos orden es la simetría necesaria del universo, y dado que el universo existente se rige por leyes que no pùeden variar ni violarse (so pena de un derrumbamiento de vacío cuántico), lo que vemos como orden solo es lo que el universo debe ser. No es nada extraordinario o de otro mundo, ni siquiera de uno inmaterial, pues no podría ser de otra forma. Por eso, no vale la pena impresionarse por lo normal. En segundo lugar, cometes un error al confundir el orden natural con el orden humano. El orden humano deviene de la voluntad de los hombres, el universal se nos aparece similar (ambos se definen como orden) pero no tiene que ver nada el uno con el otro. Es decir, el que haya orden en nuestro planeta, y nosotros seamos la causa del mismo, no significa que podamos suponer lo mismo del universo. Hacerlo es simplemente una falacia de falsa analogía.

    3 Cometes una violación a audiatur est altera pars al anteponer (sin decirlo) la experiencia humana y tu fe a las conclusiones del análisis lógico. Asumo que eres incapaz, igual que yo y el resto de los mortales, de experimentar todo en el universo. no puedes afirmar que un orden sin inteligencia es posible, pues solo depende de una mínima probabilidad estadística para manifestarse. el caso del pulpo es representativo. Es más, violas el principio antes mencionado al asumir de antemano que solo la inteligencia es capaz de crear orden. Pero aquí el universo contradice tu posición, pues el orden de, por ejemlo, la formación de las estrellas, se establece por fuerzas físicas, sin intervención intelectual alguna. Insisto, me sorprende que sostengas la primacía de la experiencia del mundo, pues ésta es corta y limitada, y por tanto incapaz de usarse para generaliaciones, a menos que estemos hablando de principios científicos. Pero lo que dices no es así.

    4. En tu segundo punto te equivocas nuevamente al asumir sin bases que lo material no puede haber existido siempre. De acuerdo a la termodinámica, la energía no se crea ni se destruye, solo se transforma. Esto excluye totalmente la creación del universo por el dios cristiano, y nos lleva a la conclusión, correcta a todas luces excepto desde la fe, que lo material ha existido siempre. No sostengo que el universo es eterno, como antaño se creía, sino que la energía material es eterna. Esto encaja mejor con el panorama científico y el conocimiento que tenemos ahora, y es lo más factible, dadas las leyes científicas. La causa del universo no puede ser inmaterial ya que por ser ésta completa y absolutamente diferente de lo material, es incapaz de relacionarse con ésto. ¿O me vas a decir que dos cosas (en este caso realidades) de naturalezas completamente opuestas pueden entrar en relación? Si esto es lo que dices, te corresponde probarlo. Siendo intelectualmente honestos, si algo es capaz de afectar e intecactuar con lo material es porque es material, y por ende físico. O si no, por lo menos implica que ambos planos pueden interactuar. Pero esto implicaría que tu dios deja de ser omnipotente, pues nos abre la posibilidad de afectarlo, y con el adelanto suficiente, controlarlo y usarlo como batería (al ser una fuente de energía); además de que tu dios no podría hacer queesto dejase de suceder sin cerrarse a él mismo la puerta para su accionar (los milagros y la revelación).

    Por cierto, la voluntad es solo una función cerebral, no una entidad ontológicamente independiente. Y si hablas del espíritu, pues éste no tiene ninguna prueba a su favor, y sí muchas en contra pues la personalidad, el punto de vista e incluso las creencias pueden variar con un daño cerebral, lo que contradice la idea de que éstas son inmateriales (pues si así fuera el daño corporal no debería afectarlas).

    5. Un universo sin dios es más sencillo, sí, y posible también, ya que si tomamos el principio “de la nada nada sale” o el de “todo requiere una causa” no podemos dejar de aplicarlo a tu dios. No aplicarlo sería ser intelectualmente deshonestos, pues no hay razón para no aplicarlo a tu dios, excepto la declaración infundada de que lo inmaterial no requiere causa. Por cierto, ¿esto lo sabes o lo deduces? Son dos cosas diferentes. Además es una contradicción con el atributo de creador, pues si él no es causado, ¿por qué podría causar él mismo algo? Recuerda que la cadena causal es exclusividad de la materia, y de existir un dios, el que no requiera causa implicaría que no está sometido a las leyes materiales. Por ende, no se podría decir que tenga por qué crear (causar) algo.

    Por cierto, el universo, según lo señala Hawking, puede emerger espontáneamente de una fluctuación de vacío cuántico. Y la energía que se requiere es nula, pues se equilibra la positiva de la materia con la negativa de la gravedad, dando un universo de energía cero, lo que no requiere a un creador. Y una cosa más: la nada, en su concepción de antaño no existe. nunca ha habido nada. por ende, no se requiere creación ni creador.

    6. En tu tercer punto cometes la falacia de bifurcación, al asumir que porque según tú, un universo sin dios es imposible, la hipótesis del dios cristiano cobra fuerza, y no es así. Aún si no pudiera existir un universo salido de la nada, eso no prueba lo contrario. en este punto te equivocas.

    El decir que tu dios ha existido siempre es una afirmación sin pruebas, pues antes de decirlo se deb probra la existencia de lo inmaterial, que alli existen seres, que estos seres pueden ser dioses, etc. Además, viola el ex nihilo nihil fit, sin ninguna razón convincente para ello. ¿por qué? porque el que un ser sea inmaterial no signific que no esté sometido a leyes, leyes “inmateriales” por decirlo de alguna manera. si tu dios no está sometido a ley alguna, y no cuenta con pruebas materiales, ¿en qué te basas para afirmar su existencia? ¿en la relativa poca probabilidad de que lo contrario no sea cierto?. esa es una idea muy débil.

    Por último, si tu dios es realmente inmaterial, no podría aplicársele ningún término ni medida material, y no se lo podría descrbir. Por ende, no se le podría aplicar probabilidad o posibilidad alguna, y slo nos quedaría decir que su inmaterialidad hace que no tenga posibilidad ni probabilidad. Al ser inmaterial, y ser tu cerebro material, no podrías tener ninguna experiencia de él, ya que tu cerebro solo responde a estímulos electroquímicos. Y dudo que digas que tu dios es electricidad.

    Saludos

    • 27/02/11 en 8:50 pm

      ¿O es que acaso pones tu experiencia como criterio universal y objetivo?

      De hecho, sí. Cuando Santo Tomás tuvo una experiencia mística, dijo que todo lo que había escrito (la Suma Teológica, nada menos) ahora le parecía “paja molida”. Esperar a conocer todo lo que ocurre en el universo para decidir qué podemos o no saber simplemente destruye toda posibilidad de conocimiento. La ciencia se basa en la experiencia, y en eso me baso yo.

      lo que vemos como orden solo es lo que el universo debe ser

      Si te encuentras un hombre muerto de un tiro en la cabeza en el comedor de tu casa ¿dices “ya que esta disposición de objetos se presenta de esta forma… es así como debe ser” y sigues caminando? ¿Es esa una actitud razonable? ¿o de un loco?

      El orden humano deviene de la voluntad de los hombres, el universal se nos aparece similar (ambos se definen como orden) pero no tiene que ver nada el uno con el otro.

      Nuevamente, si camina como pato, grazna como pato y se parece a un pato… estoy abierto a que se me demuestre que no es un pato, pero mientras tanto.

      No sostengo que el universo es eterno, como antaño se creía, sino que la energía material es eterna.

      Ya, o sea que la energía material (sea lo que sea eso) proviene de fuera del universo, pues tiene una característica (eternidad) con la que no cuenta el universo ¿es eso?

      La causa del universo no puede ser inmaterial ya que por ser ésta completa y absolutamente diferente de lo material, es incapaz de relacionarse con ésto.

      La premisa de que lo inmaterial no puede relacionarse con lo material, o que son de “naturaleza opuesta”, está por demostrarse, como lo dije antes. Asumido que existen entes inmateriales, nada impide que puedan afectar la materia, ni nada exige que sean algo “totalmente opuesto” o categorías similares.

      Por cierto, la voluntad es solo una función cerebral, no una entidad ontológicamente independiente.

      La voluntad no es independiente del cerebro, pero tampoco se reduce a meras funciones del mismo. Si fuera así, todas nuestras ideas estarían determinadas por cursos neuronales y toda esta conversación sería un ejercicio de inutilidad.

      Si todas nuestras ideas no son más que series de instrucciones en las neuronas, no hay forma de saber si tú o yo estamos en lo correcto, pues cada uno creería estar en lo correcto, sin ningún correlato con la realidad, sino sólo según lo que viene determinado en nuestros patrones biológicos. Absurdo.

      Imagina que, gracias a una máquina, pudieras identificar en tu cerebro el patrón de impulsos neuronales que te hacen ateo, y luego los pudieras reproducir en el mío. Ahora seríamos los dos ateos, pero ¿Podrías confiar en que tu cerebro está en lo correcto? Después de todo, yo podría hacerte lo mismo, y tú serías un creyente ¿Cómo podrías saber cuál es la verdad?

      si tomamos el principio “de la nada nada sale” o el de “todo requiere una causa” no podemos dejar de aplicarlo a tu dios

      No, no cambies mis palabras, que las he elegido con mucho cuidado, y claramente no son equivalentes.

      Además es una contradicción con el atributo de creador, pues si él no es causado, ¿por qué podría causar él mismo algo?

      Por que, “quien puede lo más, puede lo menos”. El ser necesario es superior al ser contingente y por tanto puede crear seres contingentes, sin serlo él mismo.

      Por cierto, el universo, según lo señala Hawking, puede emerger espontáneamente de una fluctuación de vacío cuántico.

      Si Hawking fuera filósofo sabría que la nada no es igual al vacío, mucho menos al vacío cuántico.

      un universo sin dios es imposible, la hipótesis del dios cristiano cobra fuerza, y no es así

      ¿”dios cristiano”? yo no he mencionado a ningún cristiano. Estamos hablando de la creación aquí, el cristianismo vino como quince millones de años después.

      El decir que tu dios ha existido siempre es una afirmación sin pruebas, pues antes de decirlo se deb probra la existencia de lo inmaterial, que alli existen seres, que estos seres pueden ser dioses, etc.

      Un ser que ha existido siempre es una necesidad lógica, aún antes de tener pruebas… como los agujeros negros que predecía la teoría de la relatividad. Que dicho ser es inmaterial es una necesidad lógica, posterior y no anterior, a la eternidad de dicho ser. No sé a qué te refieren con que “seres pueden ser dioses” ¿A los dioses paganos? eso no es el tema de conversación ahora.

      si tu dios no está sometido a ley alguna, y no cuenta con pruebas materiales, ¿en qué te basas para afirmar su existencia? ¿en la relativa poca probabilidad de que lo contrario no sea cierto?. esa es una idea muy débil.

      Por ahora me baso en la necesidad lógica de que exista un ser necesario. Lo contrario no es poco probable, es lógicamente imposible, a menos que las cosas surjan de la nada (y no, un vacío lleno de leyes físicas no es la nada).

      Por último, si tu dios es realmente inmaterial, no podría aplicársele ningún término ni medida material, y no se lo podría descrbir

      No se lo podría describir con los conceptos con que describimos la materia, a menos que los empleáramos a modo de analogía. Siendo un ser eterno ontológicamente superior a uno contingente, no hay imposibilidad lógica en que pueda afectarlos de la forma que estime conveniente.

  4. 1/03/11 en 4:09 pm

    Hola Pato. Veo que seguimos igual de antagónicos.

    1. Bueno, ya que pones tu experiencia como criterio universal, eso está bien para tí. Pero no puedesporetender que eso sea suficiente para que otros acepten tu punto de vista. Quererlo es simplemente absurdo, pues anteponer una necesidad emocional y un criterio subjetivo a la existencia, a todas luces objetiva, del universo. Es cierto que la ciencia se basa en la experiencia. pero no en la experiencia personal ni subjetiva, que es en lo que te basas. Así que tu argumento, en este caso, es endeble.

    2. En el segndo punto cometes la falacia de falsa analogía, además de un ad hominen encubierto y circunstancial, pues no se puede comparar el orden universla (ajeno al hombre) con una esena del crimen (totalmente humana), ya que no tienen ningún punto de comparación (falsa analogía). Además, tu insinuación sobre mi percepción de las cosas no pasó desapercibida (ad hominem).

    3. Te aferras demasiado a las apariencias. Si el orden universal se nos aparece como orden (porque así nos parece, por procesos cerebrales que no vienen al caso, del que solo señalaré la hiperactividad de la agencia) s porque nuestramente lo percibe así. Otra cosa es decir que el orden umano y el universal son iguales en lo esencial, y por ende que el orden universal rquiere un diseñador. Esto solo puede ser cierto si la idea de orden fuese una idea objetiva y ontológicamente independiente, al estilo platónico, pero eso es algo que deberías demsotra tú como creyente, y no solo asumirlo con base en tu limitada percepción como ser humano (¿O me vas a decir que el cuerpo humano es perfecto y caspaz de percibir todo en el universo?). Nuestro cuerpo es muy limitado, algo bastante penoso si fuera producto de una creación perfecta.

    4. ¿Qué te hace decir que el universo no es eterno? Puede que lo sea, puede que no, depende si el modelo del Big Bang o del universo cíclico es verdadero. Pero eso no cambia que la energía es eterna, pues es lo que se deduce de todos los modelos universales actuales. Aceptando la termodinámica se niega a los dioses, no hay vuelta que darle. ¿Por qué? Porque la nada no existe, y por ende la creación es innecesaria. Eso es algo queparece que no aceptas. La nada es la panacea en la filosofía católica, pero no tiene ningún correlato empírico. Si los creentes la asumen y la afirman, corresponde a ellos probarla. Pero hasta ahora la nada no ha dado muestras de existir, y esmas bien lóicamente contradictoria e imposible, porque la mismapresupone incluso la ausencia de los dioses.

    5. La naturaleza opuesta entre lo material y lo inmaterial no está por demostrarse, está demostrada, pues sino la opció restante sería que fuesen de la misma natuiraleza, y por ende mabas podrían ser calificadas como materia (y un dios material no es el que tu defiendes, así que te estarías contradiciendo). Si esto fuera así, las leyes que se aplicasn a una se aplicarían a la otra, y viceversa, y por ende tu dios no podría ser omnipotente, a lo sumo un creador extraterrestre multidimensional, al estilo de los realianos. Pêro esta visió tampoco es la de tu fe, por lo que tampoco podrías usar este argumento. ¿Por qué? Porque si fuera así, aparte de todo lo anterior, estarías diciendo que tu dios es material, limitado, y por ende, contingente. Un ser así no sería jamás digno de adoración.

    6. ¿Un ejercicio de inutilidad? Tal vez, pero solo desde una perspectiva fatalista, en que el hombre no es capaz de hacer nada por sí mismo. Esta puede ser tu visión de las cosas, pero no la mía. Lo que te parezca absurdo es cosa tuya, pero no olvides lo primrodial: Tenemos razón en algo solo en cuanto nuestros juicios e ideas están acordes con la evidencia empírica (realidad objetiva), nuestra percepción de la misam como especie, y nuestros juicios socialemnte aceptados (realidad subjetiva).

    En cuanto al ateísmo y la creencia, el ejemplo de los impulsos neuronales es bastante parco, pues no importa lo que creamos o cómo lo veamos, sino si nuestros juciioc coinciden con la realiadad, libre de juicios personales. Y la creencia está llena de estos juicios, percepciones malinterpretadas y otras cosas, que la hacen personal y consoladora, pero demasiado subjetiva comno para considerarse pruea suficiente, al carecer de objetividad. El mejor ejemplo de ésto son las experiencias personales, las cuales pueden tener un transforndo verdadero o falso, pero al fin y a cabo, por ser subjetivas, no cuentan como prueba.

    7. Cito dos de tus frases:

    “2. Sostengo la existencia de lo inmaterial en base a que existe el universo, y por lo tanto, hay algo que ha existido siempre. Ese algo debe ser inmaterial, pues nada material puede existir siempre.”

    “3. Un universo sin Dios efectivamente es más sencillo, pero lógicamente imposible, porque implicaría admitir que éste apareció de la nada, infringiendo así el principio “de la nada, nada deviene”.”

    No he cambiado el sentido de tus palabras, pues tu no crees que la nada exista, y eso está perfectamente reflejado en tus frases. Sólo que tienens el prejuicio de que lo material no puede ser eterno, y que lo eterno debe ser inmaterial, y para colmo, un ser inteligente (el dios cristiano, claramente). Por el contrario, asumes sin pruebas y te contradices al señalar dos escenarios diferentes: Uno con tu dios, en el que la nada no existe, y uno sin dios, en el que sí existe la nada. En el segundo afirmas, en disonancia con lo primero, que la nada existe y que un universo sin dios inexorablemente debe contemplar la existencia de la nada, de la que la materia no podría devenir. el problema es que, para ser intelectualemnte honesto, deberías contemplar la posibilidad de que existiese un universo materil y no la nada, cosa que no haces y que señala tu prejuicio sobre el tema.

    8. Lo que digo es que un ser incausado, por ser inmaterial, demostraría que lo inmaterial no está atado a la ley de causalidad. Si el no es causado, no hay obligación de que cree tampoco. Y no solo no hay olbigación, sino que un ser al que no se le aplica la ley de causalidad no puede ser él mismo causal tampoco, porque de serlo, estaría plicando esta misma ley, de la que se dice este ser es inmune. ¿Entonces, en qué quedamos?

    9. Hawking lo sabe, pues él mismo señala que la nada no existe. Es sólo el afán de os creyentes el que mantiene la idea de la nada, pues los científicos la han desechado hace mucho tiempo.

    10. Pero tú partes del dios cristiano implícitamente, y asumes que si la hipótesis materialista falla, la de un creador y lo inmaterial se hace la única válida. Y ese creador es, curiosamente, el dios en el que crees. ¿O no?

    11. No, lo que es una necesidad lógica es que algo haya existido siempre. Y esto aqlgo puede ser también material, hipótesis que excluyes sin pruebas ni razones convincentes. Lo material (lo físico sería mejor decir), en forma de energía, puede ser eterno, y lo es según la termodinámica. Tu dios, o cualquier creador, por otro lado, frente a este hecho, se hacen hipótesis inverosímiles.

    12. Que la nada no existe, hombre!!! La única necesidad es que exista algo eterno, y de esa necesidad no se deduce, ni tampoco de ninguna otra cosa, que lo eterno deba ser inmaterial, ni un ser conciente, sentiente y volitivo. Eso tú lo asumes por fe, que es diferente de algo sólido co que convencer a alguien. Y por mcuho, está lejos de ser una prueba de algo, excepto de que tienes determinada idea.

    13. Existe imposibilidad lógica desde el momentoen que a un ser se lo considera omnipotente, como en el caso del dos cristiano. La omnipotencia es materialmente imposible, y solo es afirmable de un ser supuesto inmaterial. Si este es el caso, no cabe duda de que dicho ser, y lo inmaterial por extensión, son incompatibles con lo material. No solo es lógicamente imposible su existencia, sino que se sustenta únicamente por fe, ya que las evidencias de la omnipotencia divina, en el caso de ciertas religiones, son inexistentes. Caso contrario de los dioses ónticos, los cuales no son contradictorios, pero igual de fácilmente eliminables por el análisis lógico. Un ser ontológico como tu dios, o cualquier dios óntico, pueden ser analizados por el escepticismo científico y la razó irreverente, y no hay por qué dejar espacio a la fe para que digalo que quiera sin pedir prueba alguna de afirmaciones tan rimbombastes. Recuerda que “lo que se afirma sin pruebas se niega sin ellas”, y “afiemaciones extraordinarias requieren pruebas extraordinarias”. Amanbas se aplcian bien a la creencia en general, a tu dios en particular, y a la idea de un creasdor y una causa del universo, por extensión.

    Saludos

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: