Inicio > Escépticos > Principios, razones y los debates por internet

Principios, razones y los debates por internet

Hablando acerca de Humane Vitae y su profético mensaje, un lector comentaba:

Que yo estoy de acuerdo, pero ¿como se puede convencer a un ateo de eso?. Por ahí van los tiros.

La conversación iba acerca de cómo mostrar que el imperativo de apertura a la vida en cada relación conyugal que propone la Iglesia, no es norma arbitraria y válida sólo para los católicos, sino una expresión del derecho natural, es decir, vinculante para todas las personas y en todo lugar. Esa era su intención oriignal, pero, como tengo por costumbre, la pregunta me llevó a territorios que poco tenían que ver con ella.

Entonces, ¿se puede convencer al ateo… de algo? Conversando con un ateo o agnóstico ¿es razonable esperar que cambie su opinión?

Yo creo que no. Cuando empece en esto de los foros de internet, hace varios años ya en chile.soc.religion y es.charla.religion, me bastaron un par de semanas y algunas intervenciones, para observar que los cambios de opinión se contaban en 0, mucho menos el que alguien pudiera convencer a otro de que su idea era la correcta. Algo similar podemos ver cada día en la política, que frecuentemente se presenta como uan conversación entre sordos. Pero si eso es tan obvio ¿Cómo se explica que haya tantos debates, foros y blogs en internet siendo que el resultado es tan escaso?

Para que un debate pueda llegar a una conclusión válida para ambas partes, es indispensable tener un principio en común y luego comenzar desde ahí a construir un argumento lógico. Esa condición es la que está ausente en las conversaciones con los ateos. Entre cristianos al menos se puede conversar en base a la escritura, y entre católicos el magisterio de la Iglesia es terreno fértil para fascinantes disquisiciones, pero ¿Qué puede haber con un ateo, si cada uno elige sus principios, y los ajusta según le conviene?

A veces parece que la cultura o la historia pudiera suplir esa falta de principio común, y por ejemplo, podemos intentar conversar acerca del aborto, pensando que el respeto a los derechos humanos es “fundamental”, pero luego nos damos cuenta que nuestro interlocutor ha decidido que los derechos humanos sólo corren para algunos de sus congéneres ¿Para cuáles? ¡pues depende de él! a veces te dirá que su critertio es si pueden sentir dolor o no, otras de que si será feliz en 15 años más, otras de si tiene 3 meses a partir de concebido, y otras de lo que diga la ley de cada país.

O podemos creer que la lógica y la experiencia sensible servirán de fundamento para conversar, y les mostramos las 5 vías de Santo Tomás, para que consideren la posibilidad de que se puede probar la existencia de Dios. Sin embargo, y sin identificar una falla lógica en los argumentos, alegremente afirman que las cosas pueden venir de la nada, se amparan en teorías arcanas (como la cuántica) y alegremente niega la capacidad de la lógica para permitirnos obtener conclusiones sobre la realidad.

Y si se publica una carta al diario del P. Chomalí, reiterando la oposición de la Iglesia al aborto eugenésico ¿Cuánto creen Uds. que se demorarán en decirle que se calle porque hay “curas pedófilos”? Pues no toma más allá del segundo comentario, a pesar que no tiene nada que ver una cosa con la otra.

Esto ocurre en todos los ámbitos, y no porque alguien sea ateo, o agnóstico, de derecha o de izquierda, sino simplemente por ser humano. Alguien puede decirnos que su principio es “lo que hagan una persona en la intimidad del hogar y sin dañar a nadie, nadie puede meterse”, pero si esa persona es un psicólogo que ayuda a su paciente a superar un problema de atracción homosexual, la denuncia de tales actividades es rápida y severa. O un blogger puede negar con total seriedad que exista un orden moral objetivo, para seguidamente hacer una entrada denunciando a los poderosos por no someterse a los mandatos de la ecología, y no ver ninguna contradicción en ello. O un político puede deplorar de las violaciones a los derechos humanos ocurridos en Chile, y justificar los que ocurren hoy en Cuba o Venezuela; o viceversa, dependiendo de la filiación política.

Es importante tener claro esto porque, ante la falta de resultados que parece entregar un debate, fácilmente se podría concluir que intentar razonar y convencer a otro es tarea inútil, y el paso siguiente sería abandonar el fundamento racional y apelar a la fuerza, opción que siempre debemos rechazar.

También debemos aclarar que no es que los cristianos seamos mejores personas o estemos vacunados contra esta tendencia a escoger nuestras opiniones en vista a su utilidad, pero la doctrina católica te obliga a pensar en base a principios y seguirlos hasta sus últimas consecuencias.

Para mí, fue la eucaristía: Si dices que seguirás a Jesús, que Jesús dijo “coman mi cuerpo, beban mi sangre” y les entregó lo que a ojos de los apóstoles parecía pan y vino, y que los apóstoles enseñaron que quien comía o bebía indignamente se hacía convicto del cuerpo de Jesús, entonces debes arrodillarte y adorar la eucaristía, porque es el cuerpo, sangre, alma y divinidad de NSJC, Dios del universo.

Les digo, es fácil decir “Soy cristiano, creo que Jesús es Dios y esto es un misterio”, pero arrodillarse ante lo que parece un trozo de pan y adorarlo… es difícil, porque si no es el Cuerpo de Cristo, entonces es un engaño agravado por la humillación; pero si lo es, entonces es lo que cualquier criatura lógicamente debería hacer.

¿En qué crees? ¿estás dispuesto a actuar conforme a eso?

Si te arrodillas y adoras, lo demás es fácil. Si dices que fornicar es malo, y aceptas el principio moral “debes hacer el bien y no hacer el mal” entonces, ningún motivo en el mundo justificará el fornicar: ni cuánto tiempo hayas estado lejos de tu casa, ni si alguien se entera, ni siquiera si tu esposa no puede tener hijos, y eso sea lo que más quieres en el mundo. Si el principio es “nunca es lícito procurar la muerte de un ser humano inocente”, entonces al que te diga “elige a otro para que yo lo mate en tu lugar” debes responde “no lo haré”. Si ese es el principio, es fácil decir “ningún aborto está justificado”. Si enseñas que el matrimonio es indisoluble, ni todo el poder del soberano de Inglaterra podrá llevarte a disolver su matrimonio.

Es cierto que la culpa individual de cada uno puede verse disminuida por diversas razones: una depresión en el suicidio, o el interés de proteger a otro en el mentir, incluso podemos llegar a perder la libertad, como cuando se torturar a alguien, pero eso no implica que los principios puedan romperse en casos extremos, sino que somos pecadores, y estamos todos necesitados de la misericordia, lo cual es una idea

A los católicos aficionados a las conversaciones por internet, la mejor forma de convencer a los demás, es mostrar con ejemplo de vida y la mansedumbre la luz que nos entrega el mensaje de NSJC, dejar al Espíritu Santo hacer su trabajo, según sus propios tiempos, y no olvidar la instrucción del primer Papa:

Más bien, honren en su corazón a Cristo como Señor. Estén siempre preparados para responder a todo el que les pida razón de la esperanza que hay en ustedes.[1P 3, 15]

Anuncios
Categorías:Escépticos
  1. jorge_lavin
    17/01/11 en 11:47 am

    La Palabra de Dios es viva y eficaz, cortante como espada de doble filo que llega hasta la coyuntura del alma y el espíritu.
    Yo he visto como el Espíritu de Dios transforma corazones incrédulos. La revelación de Dios se da en el corazón, no en la mente.
    El último mandamiento de Jesús fue id y haced discípulos, no puedes darte por vencido por unos pocos argumentos.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: