Inicio > Historia > El juicio histórico

El juicio histórico

Evangelio según San Mateo, Capítulo 23:

29 ¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque edificáis los sepulcros de los profetas, y adornáis los monumentos de los justos,
30 y decís: Si hubiésemos vivido en los días de nuestros padres, no hubiéramos sido sus cómplices en la sangre de los profetas.
31 Así que dais testimonio contra vosotros mismos, de que sois hijos de aquellos que mataron a los profetas.
32 ¡Vosotros también llenad la medida de vuestros padres!
33 ¡Serpientes, generación de víboras! ¿Cómo escaparéis de la condenación del infierno?

Cuando uno lee la Biblia, hay muchas partes que no entiende, y está bien que así sea, porque si no, uno no volvería a leerla y a sacar cosas nuevas de sus páginas. Así que cuando alguien nos pregunta qué quiere decir la Biblia en tal o cual parte, no tiene nada de malo el responder “no sé” o “no estoy seguro”.

Este trozo en particular es bastante complejo, porque junto con ser una de las expresiones más duras de NSJC, contiene una condena que aparece contradictoria. Después de todo, los fariseos parecen expresar un sentimiento bastante común: el de evitar las injusticias cometidas por nuestros antepasados, y evitar los errores cometidos por ellos.

Me acordé de este pasaje cuando tuve en mis manos el libro Los Mitos de la Democracia Chilena de Felipe Portales. En él, el autor enjuicia a la clase dirigente chilena del S. XIX y principios del XX, desde el punto de vista de su respeto a la democracia y el estado de derecho. Obviamente que los acusados salen muy mal parados. Al leer condena tras condena a los gobernantes chilenos de principios del S. XIX, algo parecía que no andaba bien, que en el fondo no era justo juzgar a estas personas con una vara que se elaboró 150 años después de su vida.

Entonces, por una extraña asociación me vino a la mente el pasaje del evangelio que puse aquí. Pensé que lo que en realidad NSJC estaba condenando en los fariseos en este pasaje no era su intención de evitar los errores de sus ancestros, sino la falta de caridad en los juicios a los antepasados. Y va aún más allá, porque dice “Así dais testimonios de ser hijos de los que mataron a los profetas”, es decir, con la misma falta de caridad con que sus antepasados juzgaron a los profetas, ahora Uds. juzgan a sus antepasados, por eso Uds. son de los mismos.

En el libro, Felipe Portales se alza en su torre de marfil de derechos humanos y dirige fulminantes rayos en contra de la clase gobernante chilena a lo largo de la historia. En el fondo está diciendo “si yo hubiese vivido en esa época, no habría sido cómplice de los abusos”.

En varios texto muy conocidos NSJC condena la hipocresía y nos advierte en contra de juzgar a nuestros hermanos. Pero en este caso en particular yo veo una advertencia directa en contra el juicio histórico y nuestra tendencia a considerarnos mejores, más modernos o más avanzado que sus antecesores. Y eso incluye el juzgarse uno mismo más abierto de mente, más tolerante o más sensible. La verdad es que los hombres somos hijos de nuestro tiempo, y el sólo hecho de que nuestros antepasados estén muertos no debe inhibirnos de extender también a ellos las advertencia que NSJC hace sobre el juicio a nuestros hermanos.

Una entrevista a Felipe Portales, sobre el libro Los Mitos de la Democracia Chilena

Anuncios
Categorías:Historia
  1. 27/01/06 en 12:20 pm

    Un amigo del PPD me pidió que leyese un poco de ese libro cuando fui a casa. En efecto, lo leí y repetía las mismas fraces clichés de la izquierda, tales como:”Solidaridad”, “Justicia Social” y otras cosas referentes a que la comunidad internacional condenaba moralmente la dictadura de Pinochet en los 70 y 80 respectivamente. Entonces, yo le saqué en cara que la “comunidad internacional” era la mayor parte dictaduras comunistas, que la ONU nunca condenó. Más áun, esa misma “comunidad” de izquierda condenaba a Israel, Chile y sudáfrica y no condenaba la represión detrás de la Cortina de Hierro.
    Le dije a mi amigo que el señor Felipe Portales escribía como una persona de izquierda; aunque es DC ¿?

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: